El hombre que medía estrellas

No existen dos estrellas iguales. Todas tienen diferente talla.

Esta cinta métrica no es una cinta cualquiera. Es la materialización del duelo. Se agarra a tu mano, te ciñe las entrañas. Al tocarla, recordarás. Y recordar, como dijo Galeano, es volver a pasar por el corazón.